Comprar en la Pandemia (por Internet)

Este texto cuenta la historia de una experiencia de compra en un sitio rural de Antioquia, Colombia.

Hay entidades que le ofrecen buenas herramientas a sus clientes para realizar sus transacciones electrónicas

A raíz de la Pandemia, llevamos casi 7 meses aquí en la Ceja y pues toca voliar escoba y lavar platos porque, por el Covid, preferimos no darle entrada a la persona que nos ayuda.

Y, para mantener el entable más limpio, decidimos comprar una Aspiradora que ayude en la limpieza.

Y claro, pues como a todos nos tocó volvernos más virtuales, para hacer las vueltas y pagar todo por el Banco, certificados de libertad, pólizas, multas de carro, prediales y Soat de carros, hacer pedidos al Éxito y pocas veces a los restaurantes; además del Whatsapp y demás.

Hay Páginas web buenas, fáciles, otras difíciles y no pocas perversas porque son desarrolladas en tal forma que es complicado hacer un trámite que es sencillo y hasta lo hacen a uno sentirse “culpable” de querer pagar una factura.

Y en tantas vueltas que es necesario hacer pues se les “coge el tiro” y, con algún conocimiento que uno tiene, pues se defiende.

Empezamos a averiguar las aspiradoras en Éxito.com, Ktronix y otras Páginas, llamamos a algunas de ellas (poco saben de lo que venden), intentamos en otras, uno va entendiendo lo que ofrecen, hasta que se decide por un aparato sencillo, que haga el trabajo y que tenga un precio razonable.

Un Domingo a las 6 pm, nos decidimos por una que ofrecen en Exito.com, y cuando íbamos a hacer el pedido, buscamos con Google el nombre del equipo y apareció la misma Aspiradora en otras Páginas.

La encontramos igual en la Página de Jumbo por $50.000 más barata y aunque nosotros no hemos ido nunca a una tienda de Jumbo y sin hablarnos, la Patrona y yo, entramos de una allí a ver qué tan factible era comprarla, el sistema pidió una dirección (le dimos la de la Ceja, la Parcelación y el número del lote), el día (escogimos lunes) y la hora de entrega (a las 9 am) y los datos para el pago (por PSE del banco).

En menos de 7 minutos habíamos hecho el pedido y nos miramos sonrientes, nos pareció muy fácil y rápido.

Hicimos el trámite y claro, pensábamos negativamente que no iba a llegar el Pedido, que nos llamaban en la semana, que no hay la referencia, que el color, la dirección, que para entregarla mejor en Medellín, el valor del domicilio, en fin.

Pues al día siguiente, el lunes, a las 9 am, llegó un señor muy amable en un carro, que venía de Jumbo con un pedido y entregó cumplidamente el aparato, bien empacado, con la factura y con los accesorios.

No habíamos visto que en la Página nos cobraron $3.000 del domicilio, lo cual es muy barato porque el Almacén Jumbo queda en Rionegro, a una media hora, más el regreso.

Después de lo que pensábamos negativamente, nos quedamos impresionados de la facilidad y la eficiencia de Jumbo en la transacción.

Ojalá todo lo virtual fuera así de fácil.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s